WWF y Canadá remarcan el fuerte nexo entre naturaleza y cambio climático

Posted on
17 noviembre 2022
En el pabellón de WWF en la COP27 de clima en Sharm El-Sheikh se desarrolló una distendida conversación entre el ministro de Medio Ambiente y Cambio Climático de Canadá, Steven Guilbeault, y el líder de Clima y Energía de WWF, Manuel Pulgar-Vidal.

El tema: cómo aprovechar al máximo la ruta o los cruces entre la cumbre climática aún en curso y la COP15 de biodiversidad, que se realizará justamente en Montreal, Canadá, siendo Guilbeault uno de los anfitriones de dicha cita.

“Creo que hemos empezado a integrar mejor ambos temas, mientras que en el pasado tendíamos a tratarlos en silos”, comentó el ministro, reconociendo que poco a poco los temas de biodiversidad y océanos han aumentado sus espacios en las últimas conferencias climáticas.

Manuel Pulgar-Vidal recordó, justamente, como en conferencias previas, como la llamada Cumbre de la Tierra de Río, los documentos e informes dedicaban apenas un par de páginas al cambio climático, que se veía como una amenaza aún lejana y que tal vez tardaría en afectar a la región. El mayor peso de los contenidos y discusiones estaba enfocado en biodiversidad. Sin embargo, en la última década esto se ha invertido, lo que en vísperas de la COP15 es preocupante, porque en ella se debe avanzar en el establecimiento de un nuevo marco global post 2020 para la protección de la biodiversidad del planeta.

“Necesitamos un buen acuerdo, obviamente porque necesitamos hacer mucho más en términos de protección de la naturaleza y restauración alrededor del mundo. Necesitamos un buen acuerdo en Montreal porque ya han pasado dos años desde el 2020, así que estamos muy atrasados”, enfatizó Guilbeault. Asimismo, el ministro aspectos como transición justa e involucramiento de los territorios y las comunidades indígenas y locales para abordar ambas crisis.

Pulgar-Vidal, en sus reflexiones, planteó que hay información científica muy clara respecto a las transiciones que se requieren para enfrentar la crisis climática, pero respecto a la naturaleza ha sido un poco más difícil, por ejemplo, a la hora de determinar impactos o acciones por sectores económicos específicos.

Asimismo, el líder de Clima y Energía de WWF se refirió al reciente informe lanzado por la organización, “Nuestro aliado secreto del clima. Descubriendo la historia de la naturaleza”, en donde se establece que el 31% de las emisiones de CO2 causadas por el ser humano en los últimos 10 años fueron absorbidas por los ecosistemas terrestres, incluyendo tanto plantas, animales y suelos), con un 23% adicional capturadas por el océano.
Hazte Socio
Hazte Socio